Archivo mensual: septiembre 2013

La llama incesante y el sustento espiritual

Por María Isabel Novillo LA LLAMA INCESANTE Y EL SUSTENTO ESPIRITUAL   Texto leído en la presentación del libro La llama incesante, de Carmen Cristina Wolf Abril 2011 A veces descubrimos en actos cotidianos el modo de utilizar la concentración como un instrumento poderoso que convierte algo habitual en un asunto de significado real. Por ejemplo, se guarda memoria de la forma concentrada y sutil en que el poeta Ranier Maria Rilke lavaba sus manos. Ese gesto pequeño y cotidiano quedaba convertido-para quienes lo observaban –en una acción de belleza ritual. Una cosa sería, entonces, para cualquier acto den uestras vidas la brevedad y otra,la sustancial concentración. Viéndolo así, no sería el hecho de las pocas palabras-como tal- lo que otorga definición e importancia a unos aforismos, a unos poemas, sino la quintaesenciada concentración de un núcleo de ideas poéticas y filosóficas capaces de movilizar en nosotros un proceso de asimilación reflexiva que, como un alimento del alma, nos sustenten. Recuerdo de la verdad que no sfue transmitida: “ No sólo de pan vive el Hombre” son estos pensamientos que en la Llama Incesante nos ofrece Carmen Cristina Wolf ,como se brinda, en bandeja sagrada, un alimento puro, para tomar de a poco, con las manos limpias y que santifique a los ojos que leen y la mente que recibe. Así que no tan sólo de pan vivimos y la poeta devela la esencia de los pensamientos que ha escrito, tal como la ceremonia sencilla de servir una taza de té,devela la finura del espíritu que la ofrece. Los Benedictinos decían: “ Si deseas apreciar fácilmente cómo las personas se relacionan con Dios, observa de qué se alimentan, que cánticos entonan y cuales libros las acompañan”.   Esta Llama Incesante, sin metáfora, en pequeños cánticos crea un alimento espiritual. Apreciamos la relación y comprendemos que la causa de su fuerza es que transmite una consciencia afinada, una práctica diligente y un conjunto de ideas claves que reconstituyen la pureza de intención de sus lectores. Apetece poner un vaso de agua límpida allá donde este libro para que esa agua se transforme, por cercanía con sus textos claros, en Agua de Vida.Y luego, beberlo lento, lento…. Hay líneas de trabajo espiritual que bendicen con palabras, oraciones y mantrams al agua, que así se dinamiza como conductora de una carga capaz de transmutar lo denso en sutil,lo opaco y espeso en transparente. Así, liberará en quien la toma, lo compasivo y bondadoso que le ha sido instalado. … Seguir leyendo

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario